Un Liverpool titubeante en el estreno liguero | OneFootball

Un Liverpool titubeante en el estreno liguero

Logo: Diario UF

Diario UF

Tras una temporada en la que fueron candidatos a todo, el Liverpool arranca la 22/23 con 2 empates consecutivos

Mientras el Manchester City, su rival por excelencia, encadena ya 6/6 puntos y 6 goles a favor en un par de jornadas, los de Kloop acumulan sólo 2/6 y 3 dianas. Teniendo en cuenta que cinco de los seis últimos campeones han necesitado sumar más de 90 puntos para ganar la Premier League, estos partidos que ha desperdiciado el Liverpool contra rivales, a priori, de un cartel menor, son los que deciden ligas.

Kloop no da con la tecla

Parece mentira que digamos que “Kloop no da con la tecla” cuando hace un par de semanas le ganó al todopoderoso Manchester City proclamándose así campeón de la Community Shield. No obstante, el equipo no acaba de transmitir esa mezcla entre dinamismo y pausa.

Fuente: Liverpool

Con la lesión de Thiago en la primera jornada, el Liverpool ha perdido esa figura que le permite descansar con el balón. Y a su vez, el hombre que, junto a Van Dijk, es capaz de saltarse el guión y meter cambios de orientación de 50 metros para desplegar ese fútbol que le gusta a Kloop.

No Thiago No party

Cuando llegó el hispanobrasileño al rodillo aplastante de Jürgen Kloop surgieron las dudas acerca de su encaje debido a ser un jugador “no apto” para el ritmo de la Premier League. Hoy en día, Thiago se ha convertido en pieza fundamental en clave Liverpool y es en su ausencia cuando realmente se hace notorio su trabajo.

Kloop se decantó contra el Crystal Palace por Milner y Harvey Eliott para acompañar a Fabinho y, aunque no lo hicieran mal (el segundo cuajó una gran actuación y aportó dinamismo), el Liverpool no tiene un perfil parecido siquiera a lo que es Thiago.

Fuente: Liverpool

La baja de este provoca que el equipo tenga que ser más vertical, y ante equipos como el Crystal Palace (5-4-1 en bloque bajo y al contragolpe), se necesita esa pausa para dominar y esa creatividad para superar líneas mediante el pase que sí tiene Thiago.

Darwin y la teoría del inocente

Y es que se habló mucho de su encaje en un Liverpool que no está acostumbrado a jugar con un ‘9’ referencia como lo es el charrúa. Disipó las posibles dudas con un poker frente al Salzburg y volvió a anotar en la primera fecha contra el Fulham.

Aunque no todo está siendo positivo para Darwin. Su partido ayer contra el Crystal Palace fue muy pobre, apenas participó en el juego de los reds y tampoco fue diferencial en el área. Una concatenación de situaciones que acabó con un Darwin fuera de sí -fruto de la impotencia- y dejó al Liverpool con uno menos.

Fuente: Liverpool

Ante la adversidad, Luis Díaz

Cuando las cosas van mal, cuando Anfield necesita un héroe que salga al rescate y se eche el equipo a las espaldas por pura determinación, ahí, y sólo ahí, vemos de lo que realmente es capaz el diablo de Luis Díaz. Desde que llegó al conjunto red ( el pasado mercado invernal) ya son varias las veces que saca la capa y se viste de héroe.

Un futbolista que no entiende de periodos de adaptación y que desde que aterrizó en Liverpool ha rendido a un nivel extraordinario. Su llegada desplazó a Mané al carril central y, ahora, sin el senegalés, ha ganado galones en el once.

Lo que hizo contra el Crystal Palace fue ya no sólo una muestra de calidad, que también, sino una prueba más de que su actitud cambia y mejora a todos y cada uno de sus compañeros. Tras el gol del colombiano, el Liverpool mostró su mejor versión: atacando, siendo agresivo en campo contrario y buscando la portería rival con hambre.

Fuente: Liverpool

Próximo partido contra el Manchester United

Ninguno de los dos equipos atraviesa su pico de rendimiento. Mucho menos el Manchester United que viene de ser goleado por 4-0 contra el Brentford. Ambos necesitan los 3 puntos como el comer. En el caso del Liverpool para mantenerse vivo en la pelea por la Premier y en clave United para salir de un agujero negro al que no consiguen poner fin.

Se verá si Kloop agita el árbol y nos sorprende con algún cambio en el once tipo, pero la sensación es que, a pesar de los dos empates, es cuestión de tiempo que el Liverpool empiece a carburar y pelear así por la Premier League.

Ver detalles de la publicación