Lionel Messi iguala su peor racha goleadora en los Clásicos

Logo: FCBN

FCBN

Imagen del artículo: Lionel Messi iguala su peor racha goleadora en los Clásicos

Lionel Messi, el jugador que ostenta el primer puesto en el ránking de goleadores históricos de los clásicos, llevaba cinco partidos sin marcar ante el Real Madrid, y, después del encuentro de hoy, ya suma seis. De hecho, el argentino ya iguala su peor racha goleadora ante el equipo madridista, uno de cinco equipos a los que ha metido más tantos a lo largo de su trayectoria.

El capitán del FC Barcelona ha protagonizado muchas de las grandes jugadas que quedarán para la historia de los Barça-Madrid. Todos recordamos su primer hat-trick, ante el Real Madrid, para conseguir un importantísimo empate. También marcó un gol antológico driblando hasta a cinco jugadores en unas semifinales de una Champions League, que fue el penúltimo título europeo del Barça.

A pesar de no conseguir su gol en el partido de hoy, ha estado muy cerca. En la primera mitad, después de una gran asistencia de Ansu Fati, Lionel Messi encaraba a Sergio Ramos dentro del área. Tras un gran control con el pecho, el '10' blaugrana dejó sentado al capitán merengue con un recorte pero no fue capaz de anotar, por culpa de una gran intervención de Thibaut Courtois.

A falta de efectividad goleadora del mejor jugador del mundo, Ansu Fati ha sido el goleador culé. Precisamente, ha sido el rosarino el jugador que ha iniciado la jugada del tanto, con un gran pase al espacio para Jordi Alba. El de Hospitalet cedió el balón franco para el canterano que se convierte en el jugador más joven en marcar en un clásico, superando a Vinícius Jr.

Gran partido de Messi, pese no conseguir el gol

No todos los partidos en los que no marque Lionel, se convierten en malos partidos. El argentino ha demostrado estar en muy buena forma con varias jugadas peligrosas. Empezó el encuentro con mucho protagonismo, que lentamente, fue disminuyendo, después de recibir una entrada de Casemiro, que fue castigada con tarjeta y pudo mermar su tobillo derecho.