Las 5 claves del Manchester City 1-2 Chelsea

Logo: Un 10 Puro

Un 10 Puro

Imagen del artículo: https://image-service.onefootball.com/crop/face?h=810&image=https%3A%2F%2Fun10puro.com%2Fwp-content%2Fuploads%2F2021%2F05%2F1002551996-scaled.jpg&q=25&w=1080

El Manchester City no pudo festejar anticipadamente la Premier ante un Chelsea que le dio una probada de lo que será la final de Champions.

El Chelsea logró conseguir la victoria ante un Manchester City que se vio mermado en la segunda mitad por un conjunto que llegó a proponer y a ganar en el Etihad. Los de Guardiola no supieron igualar lo hecho en la primera parte y terminaron perdiendo en casa. Los de Tuchel lograron dar vuelta al marcador en un complicado encuentro y opacaron la fiesta de los citizens. El encuentro fue una cucharada de la final de UCL, he aquí las claves de la victoria blue en Manchester.

Rotaciones en ambos equipos

El Manchester City realizó rotaciones conforme a los que jugaron ante el PSG, Guardiola saltó con una línea de tres atrás con Aké, Laporte y Dias. El ataque era conformado por Sterling, Ferrán y Agüero. La media veía la ausencia de Gündoğan, De Bruyne y Foden. El Chelsea dio descanso a Havertz y Thiago e ingresó James y Ziyech. Las rotaciones de Pep no fueron tan efectivas ya que, la línea de tres no logró contener a Werner ni Pulisic en las contras. La rotación de Tuchel fue más acertada con Ziyech empatando el marcado y con James solido atrás. Las rotaciones fueron clave para que Tuchel descifrara el experimento fallido de Guardiola y capitalizara en una segunda parte solo de uno.

El fallido intento de penal a lo ‘Panenka‘ de Agüero

La primera parte fue un total dominio del local en donde demostró que esa noche se convertiría en campeón de Premier League. Los de Guardiola vivían su mejor momento y al final de la primera parte, obtuvieron un penal a favor. Agüero fue el encargado de cobrar, el City podía irse 2-0 al descanso, pero, el delantero argentino intentó una Panenka que Mendy adivinó fácilmente. Guardiola explotó en ira, un penal errado de tal forma era inaceptable ante un rival del calibre del Chelsea. El penal hubiese significado una cómoda ventaja de 2 goles ante los de Tuchel y posiblemente, se estaría contando otra historia del encuentro.

Citizens pecaron de confianza ante el Chelsea

Los de Manchester pecaron de confiados durante la primera mitad y previo al encuentro. Pep plantó un equipo alternativo y con jugadores que habían tenido muy poco (o escaso) rodaje como Aké, Agüero y Ferrán Torres. Los ciudadanos salieron con un experimento de línea de tres atrás comandada por Rúben Dias ante los tres delanteros del Chelsea quienes tenían mayor rodaje. La nueva formula no le fue efectiva a los de celeste que sufrían en la segunda mitad cuando los de azul llegaban en las contras y se mostraban más peligrosos. La falta de ritmo competitivo y el experimento del entrenador español, fueron aprovechados por un Chelsea que no dudó en liquidar al rival.

Imagen del artículo: https://image-service.onefootball.com/resize?fit=max&h=649&image=https%3A%2F%2Fun10puro.com%2Fwp-content%2Fuploads%2F2021%2F05%2F1002553313-scaled.jpg&q=25&w=1080

Ziyech apareció para el Chelsea

El jugador marroquí volvió a marcar contra un rival conocido para él; los citizens fueron sus victimas nuevamente. El gol del empate de Ziyech fue un parte aguas en el encuentro y dotó de total confianza al Chelsea cuando se volcó en ataque. El local vio sus esperanzas venirse abajo cuando desde fuera de la 16’50 el jugador blue marcó un gol esquinado a la izquierda de Ederson. El empate significó un antes y un después y luego, todo fue un dominio del Chelsea quienes sabían que era cuestión de tiempo para el segundo. El Manchester City no se repuso del tanto del empate y todo se vino en picada para los celestes; concediendo la victoria de los londinenses.

Un tiempo para cada uno

El Manchester y el Chelsea vieron destellos para cada uno en cada tiempo respectivamente. El primer tiempo fue un total monólogo de los locales ante una visita que no veía por donde hacer daño. La segunda mitad fue totalmente lo contrario, el Chelsea reaccionó y sacó el resultado mediante una segunda parte sublime y esplendida. El orden, el vértigo en ataque y la velocidad de las contras fueron las constantes en el Chelsea. Los de Pep salieron dormidos en la segunda mitad y en un abrir y cerrar de ojos, perdieron el encuentro. Los de Tuchel aprovecharon las oportunidades y retrasaron la fiesta de un City que quería coronarse campeón en este sábado.

Ver detalles de la publicación