La Juventus y el Barça también dejarán tirado al Real Madrid

Logo: Madrid-Barcelona.com

Madrid-Barcelona.com

Imagen del artículo: https://image-service.onefootball.com/crop/face?h=810&image=https%3A%2F%2Fwww.madrid-barcelona.com%2Fimages%2F2021%2F04%2F21%2F1619002511.jpg&q=25&w=1080

El presidente de la Juventus, Andrea Agnelli, ha reculado respecto a su defensa de la Superliga y ha cambiado su posición de continuar de todos modos tras la renuncia de los seis equipos ingleses. El presidente juventino ha hablado para Reuters y señala que "no se puede hacer un torneo de seis equipos". Tampoco seguirá el Barcelona, que en las últimas horas busca la manera para dar marcha atrás de una manera lóigica.

Es curioso su cambio de posición porque la Juventus ha sido uno de los principales impulsores de la competición junto a Florentino Pérez y Agnelli aseguró anoche que "el proyecto tenia un 100% de posibilidades de éxito y seguía adelante".

Recalcaba además al medio República que: "Hay un pacto de sangre entre nuestros clubes, el proyecto de la Superliga tiene un 100% de posibilidades de éxito, seguimos adelante".

Pero su postura cambiaba esta mañana cuando realizaba unas declaraciones a Reuters afirmando lo siguiente: "no se puede hacer un torneo con sólo seis equipos"

Además, ha sido preguntado por su postura y que si puede seguir adelante el proyecto tras la salida del 'Big six' y ha dicho: "para ser franco y honesto, no, evidentemente no es el caso".

Lo que sí es claro es que Florentino Pérez se va quedando sin apoyos en su proyecto y la Superliga se quedará como un proyecto ambicioso que podría haber cambiado el fútbol.

En las próximas horas se conocerá la baja del Barça. De los seis equipos que quedaban, ya se han borrado el Atlético de Madrid y el Inter. Y la Juventus está a punto de anunciar su renuncia. El Barça se quiere ahora desentender para evitar las represalias en forma arbitral y de investigaciones económicas que la UEFA pueda lanzarle. Laporta utilizará la excusa de que esta decisión tiene que ser ratificada por la asamblea de socios para desentenderse del tema y dejar a Florentino Pérez colgado.