Athenea del Castillo, la Galernita | OneFootball

Icon: La Galerna

La Galerna

·1 de octubre de 2022

Athenea del Castillo, la Galernita

Imagen del artículo:Athenea del Castillo, la Galernita

Athenea del Castillo, cántabra, 21 años, jugadora del Real Madrid y una futbolista como la copa de un pino. Atesora una calidad técnica excelsa, está dotada de un físico privilegiado para la práctica de este deporte y tiene un futuro en el cual no se le vislumbra techo.

Es obvio que las referencias mitológicas cuando alguien se llama Athenea son un recurso manido, pero también es obvio que su ascensión al olimpo del fútbol es galopante. Atenea era la diosa griega de la sabiduría, la guerra y los oficios, tres ámbitos en los que destaca Del Castillo: sabe jugar como los dioses, no rehúye la lucha y tiene oficio pese a su juventud.

Imagen del artículo:Athenea del Castillo, la Galernita

Athenea comenzó su andadura profesional en el Racing Féminas, desde donde recaló en el Deportivo de la Coruña para fichar por el Real Madrid la temporada pasada. Es una atacante que se desenvuelve bien tanto por el flanco izquierdo como por el derecho. Dribla con una facilidad epatante, su calidad técnica es excelente, no es raro verla hacer virguerías con el esférico, pero siempre encaminadas a ganar duelos, no al lucimiento personal. Tiene una zancada poderosa y está adornada de una elegancia natural propia de genios de este deporte, como Zidane, con quien también comparte la capacidad para realizar controles exquisitos. Centra tenso y templado y para colmo posee un gran disparo que le ha permitido marcar golazos como el último anotado al Rosenborg en Valdebebas.

Para alguien que no siga mucho el fútbol femenino puede parecerle una barbaridad lo siguiente, pero si la progresión de Athenea del Castillo continúa de este modo y la cántabra desarrolla su potencial, que a nadie extrañe si en el futuro se alza con el Balón de Oro. Ahora mismo es la sensación del momento, y no parece flor de un día.

Debido a su excelencia en el desempeño con la pelota y a que Athenea del Castillo comparte origen cántabro con D. Paco Gento, ya hay quien la ha apodado la Galernita. Seguro que este apelativo supone para ella un acicate para seguir mejorando y un tremendo orgullo, porque, además de las cualidades deportivas que la adornan, es madridista hasta la médula y no pierde ocasión de proclamarlo a los cuatro vientos cuando es menester sin ningún tipo de complejo: “Soy madridista, desde niña. Pagaría por jugar en el Real Madrid”.

Si la progresión de Athenea del Castillo continúa de este modo y la cántabra desarrolla su potencial, que a nadie extrañe si en el futuro se alza con el Balón de Oro

Esta casa fue bautizada La Galerna en honor a D. Paco, de modo que no hase falta desir nada más, como diría Schuster. Disfrutemos de esta futbolista llamada a marcar una época en el fútbol femenino y en la selección española, en la que confiamos que algún día primen los intereses deportivos a los personales. De todos modos, no se le pueden poner puertas al campo y si la Galernita sigue soplando con esta fuerza, derribará cualquier traba que encuentre en su camino.

Atenea era la hija predilecta de Zeus y Athenea del Castillo es la hija predilecta de lo más parecido que hay a Zeus en la Tierra, es decir, del Real Madrid.

Imagen del artículo:Athenea del Castillo, la Galernita

Getty Images.

Ver detalles de la publicación