A 56 años de uno de los Clásicos de Avellaneda con más incidentes..

Logo: Racing Club Hoy

Racing Club Hoy

Imagen del artículo: https://image-service.onefootball.com/crop/face?h=810&image=https%3A%2F%2Fracinghoy.com%2Fwp-content%2Fuploads%2F2021%2F05%2Fclasico-de-avellaneda-1965-624x347-1.jpg&q=25&w=1080

Un 12 de mayo pero del año 1965 se jugaría uno de los clásicos de Avellaneda con más incidentes. Racing Club de Avellaneda e Independiente empataban por 2-2 por la sexta fecha del Campeonato de Primera División del año 1965 cuando el árbitro Humberto Dellacasa suspendió el partido.

Aquel día, Racing visitaba a su clásico rival en cancha de Independiente. La “academia” comenzó el partido de mejor manera y logró ponerse en ventaja con goles de Juan Carlos Rulli y Juan Carlos Cárdenas, yéndose a los vestuarios a descansar por 2 goles sobre 0 de su rival.

Sin embargo, el segundo tiempo traería varios incidentes consigo. Apenas un minuto iba de los segundos 45 minutos cuando el árbitro Dellacasa sancionó un penal a favor de Independiente, que David Acevedo canjeó por gol.

El partido, que ahora se encontraba 2-1 a favor de Racing, se tornó polémico. Dellacasa expulsó, a los 12 minutos del complemento, a Norberto Anido (jugador de Racing) por demorar el juego. Si esa acción fue polémica, aún más lo sería tan sólo un minuto después cuando el árbitro decidió expulsar a otro jugador de Racing (esta vez Rulli, autor de uno de los tantos).

Los 9 jugadores restantes de Racing que quedaron en el campo de juego increparon al juez del partido, pero esa actitud solo trajo más tarjetas. Dellacasa decidió expulsar a José Omar Pastoriza y a Luis Carrizo. Con 7 jugadores en total, Cárdenas (autor también de uno de los tantos de Racing) debió ponerse el buzo de arquero para reemplazar al expulsado Carrizo.

Algunos minutos más tarde, Oscar Martín, jugador de Racing, cometio una falta dentro del área que finalizó en su expulsión y gol de Independiente, luego de la ejecución de Acevedo del penal.

Roberto Perfumo, jugador de Racing, debió también abandonar el campo de juego, pero esta vez por una lesión.

Por ello, el juez Dellacasa debió suspender el partido cuando faltaban 22 minutos, debido a la inferioridad numérica de Racing.

Ver detalles de la publicación